La película “La Llamada”, adaptación del afamado musical underground de la cartelera madrileña, llega a los cines dispuesto a arrasar gracias a unas interpretaciones excepcionales, a unas canciones tan pegadizas como bendecidas por la mismísima Whitney Houston, y un guion súper original, irreverente y conciliador. Una película y obra teatral llamadas, y nunca mejor dicho, a ser consideradas todo un clásico; tiempo al tiempo.

Crítica de la película “La llamada”

Hay películas, libros, discos, obras teatrales, musicales, series de televisión… que sin duda logran marcar a una generación, a una década, generando a su alrededor todo un fenómeno que siempre permanecerá en la memoria cultural de un país pasando a ser recordadas como obras de culto. Y ese es el verdadero milagro que han conseguido los coloquialmente conocidos como “Los Javis”, Javier Calvo y Javier Ambrossi, directores y guionistas del musical más underground e indie de la capital -no olvidemos que hay temas escritos por el mismísimo Alberto Jiménez de Miss Caffeina o, ahora en la película, por Leiva-. El proyecto de La llamada estaba destinado a ser un éxito desde aquel mismo momento en que el público se agolpaba alrededor de las escaleras del Teatro Lara para ver un musical pequeño y modesto pero que se crecía con la grandeza del directo, la originalidad de su guion y la fabulosa interpretación de unas actrices en estado de gracia. Así, poco a poco, el boca a boca fue haciendo el resto, y de aquellas escaleras pasaron a ocupar durante años el escenario principal del Lara. De esta manera comenzaba la leyenda del musical “La Llamada”, que ahora llega a los cines para seguir acumulando más fieles a su inmenso séquito de “llamaders”.

Que “los Javis” tenían talento más que de sobra era algo que estaba ya demostrado, pero ¿sabrían adaptar su musical a la gran pantalla? Rotundamente sí. Y que conste que no era una misión nada sencilla. Los tiempos del teatro no son los mismos que en el cine y corrían el riesgo de perder por el camino parte de esa frescura, de esa chispa que tenía La Llamada en el directo, pero no, han sabido transportar al espectador del musical al mismísimo epicentro del campamento La Brújula. Por fin los escenarios que todos habíamos tenido en mente toman forma real. Encontraremos por el camino un par de escenas nuevas, algún que otro personaje nuevo, pero siempre conservando su esencia, aquella brutalmente irreverente e inocentemente cómica que nos conquistara en ahora ya lejano 2013 cuando se estrenara en la cartelera teatral de Madrid.

Anna Castillo y Belén Cuesta en una escena de la "película La Llamada"

Anna Castillo y Belén Cuesta en una escena de la película “La Llamada”

Sinopsis de La llamada

Aterrizaremos en el campamento religioso “La Brújula” de la mano de María (Macarena García) y Susana (Anna Castillo), dos jóvenes que pasan a regañadientes el verano en un campamento de monjas en Segovia. Allí entre naturaleza y sin rastro de tecnología, las chicas idean un plan para fugarse y acudir a una fiesta de electro latino. A la mañana siguiente una resaca monumental las delatará y se quedarán castigadas todo el fin de semana sin acudir a una excursión de piragüismo. Para vigilarlas se quedarán las hermanas Bernarda (Gracia Olayo) y Milagros (Belén Cuesta), y así comienza la historia de cómo recibieron “La Llamada”…

Milagros (Belén Cuesta) en el Campamento La Brújula

Milagros (Belén Cuesta) en el Campamento La Brújula

Sexo, drogas, alcohol, un campamento de monjas, Dios, Whitney Houston, resaca, reggaeton, Henry Mendez, Autan, oraciones y mucho mucho amor tienen cabida en la película “La Llamada“. Un cóctel de lo más variopinto y vertiginoso que logra conquistar a cualquier persona -da igual la edad, creencia o condición sexual- que se siente en la butaca del cine gracias a una frescura innata en su guion, que logra a su vez transformarse en un auténtico ejercicio de normalización, de reivindicación, y en definitiva de celebración. Algo tan necesario en la sociedad en la que nos movemos, llena de prejuicios y dónde buscamos más razones para dividirnos que para permanecer unidos. En “La Llamada” todo surge de manera natural, nadie juzga, y todo va fluyendo lentamente, logrando introducir al espectador en ese éxtasis tan peculiar que se vive dentro del campamento La Brújula gracias a la música y al amor que se respira entre sus protagonistas.

Susana (Anna Castillo) con la bajona

Susana (Anna Castillo) con la bajona

Reparto de “La llamada”

El reparto de la cinta será el mismo que el originario del musical, que tras tantas temporadas juntos en el escenario ya se entienden con tan sólo una mirada, algo que hace que cada escena funcione como un reloj. Richard Collins-Moore es la mismísima encarnación de Dios, al cual Whitney Houston ha decidido prestar sus canciones para conquistar a María; Macarena García es María, esa joven risueña a la que cada noche se le aparece Dios; Anna Castillo es Susana, la más alocada de las dos y fundadora del grupo Suma Latina; Belén Cuesta es Milagros, la monja más joven y enrollada, quizá eligió su camino demasiado pronto; Gracia Olayo es Sor Bernarda, la monja más mayor que intenta poner límites y normas a las jóvenes durante su estancia en el campamento. Richard Collins-Moore seguirá impresionándonos con su vozarrón cada vez que descienda las escaleras que le llevan hasta la cama de María; Anna Castillo y Belén Cuesta conquistan con su gracia y carisma innatos, todo les sale de forma natural, orgánico, es un gustazo verlas actuar; Gracia Olayo aporta el peso y la experiencia de un camino largo ya recorrido; y Macarena García es la voz, la dulzura y el alma de esta película musical. Por último destacar el gran fichaje de Soy una pringada que, con una interpretación sobresaliente, encarnará a una joven más que amargada por pasar el verano en el dichoso campamento. Sólo aparecerá los primeros quince minutos pero ¡qué momentazos nos va a regalar!

Macarena García y Gracia Olayo en la "película La llamada"

Macarena García y Gracia Olayo en la película “La llamada”

Opinión sobre “La llamada”

Si te gustó el musical te va a gustar su versión cinematográfica; y si aún no has tenido la ocasión de ver el musical, la película te va a enganchar de tal manera que dudo mucho que en las próximas semanas no visites el Teatro Lara. ¡Amén hermanos! Sólo nos queda rezar para que el siguiente proyecto de “los Javis” llegue pronto.

Crítica de la película "La llamada": Los Javis, los nuevos gurus del éxito
DIRECCIÓN8.5
GUION8.5
INTERPRETACIÓN9
BANDA SONORA10
LO BUENO
  • Lo hacemos y ya vemos.
  • Todas y cada una de sus interpretaciones.
  • Que hayan servido conservar el espíritu de la obra teatral.
LO MALO
  • El público que no se deje llevar por su buen rollo, su música y
9Nota Final
Puntuación de los lectores: (9 Votes)
8.1

2 Respuestas

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.