The Neon Demon: Crítica de la película

El camino hacia los infiernos en el mundo de la moda

Llega a Amazon Prime la película The Neon Demon, del director danés Nicolas Winding Refn, alabado por su archiconocida película ‘Drive’. Esta vez deja la conducción a un lado y se pasa al universo de la moda para mostrarnos el oscuro mundo de la de la belleza a través de luces de neón y música de sintetizador. Os dejamos con nuestra crítica de la película The Neon Demon.

Sinopsis

Jesse (Elle Fanning) llega a la ciudad de Los Ángeles con un objetivo claro: triunfar en el mundo de la moda. Cuando su belleza comience a cautivar a las grandes esferas del mundillo, despertará la envidia de sus competidoras, que están dispuestas a hacer todo lo necesario para imponerse.

Elle Fanning es Jesse
Elle Fanning es Jesse

Crítica de la película The Neon Demon

The Neon Demon no es una película al uso. Antes que la progresión en el guión y la coherencia, busca despertar emociones con imágenes evocadoras.

En lugar de mostrar la poca humanidad, Nicolas Winfing Refn directamente se desprende de?ella para guiarnos por las pasarelas y los tocadores, donde el ser humano no es tal si no un demonio que potencia su perfidia con luces de neón.

El camino hacia los infiernos corre a cargo de Jesse (Elle Fanning), que ascenderá en el mundo de la moda gracias a su belleza natural, para adentrarse irremediablemente en una pesadilla.

Escena de la película The Neon Demon
Escena de la película The Neon Demon

Llegada: Los Ángeles

Una sesión de fotografía. En ella, Jesse pretende sacar provecho a su belleza con imágenes provocadoras realizadas por Dean (Karl GlusmanLove-), fotógrafo provisional de la joven modelo. Esta sesión le procurará una amiga, Ruby (Jena Malone), maquilladora que le dará los contactos para alcanzar la cima.

La relación con Dean y Ruby marcará los registros personales de Jesse. Elle Fanning consigue una interpretación inocente pero implacable, que se fortalece de las también notables actuaciones de sus compañeros. Alojada en un hotel de mala muerte que gestiona un fiero bedel (Keanu Reeves), Jesse alternará noches de fiesta con Ruby o citas más tranquilas con Dean, encuentros que revelarán la personalidad poliédrica de la protagonista.

Elle Fanning en la película
Elle Fanning en la película

Ascenso: La deshumanización

La cara bonita de Jesse atrapará a los magnates de la moda. Ésto no hará mucha gracia a Gigi (Bella Heathcote) y Sarah (Abbey Lee), modelos y competencia, que se verán apartadas por la belleza natural de Jesse, que eclipsa la belleza quirúrgica del dúo. La situación pretende generar una reflexión acerca de los cánones de belleza y el dolor del éxito, pero no alcanza demasiada profundidad.

Este éxito sacará a la luz las peores emociones: envidia, orgullo, odio, lujuria… Despertará la arrogancia de Jesse y los celos de Gigi y Sarah, alejará a Dean, sembrará la semilla del mal en Ruby y comenzará la caída.

Escena de la película The Neon Demon
Escena de la película The Neon Demon

Caída: Los demonios

El giro conceptual es desbordante. Ya nada tiene lógica. Todo es infierno, todo es caos. Las cámaras parpadean, las luces chisporrotean. Sangre, vísceras, pulsiones. Las imágenes suenan e incomodan; y la música se ve, música sintética que se funde con estas imágenes en perfecta simbiosis.

El trabajo compositivo de Cliff Martínez (Traffic, Drive) es capaz de hacernos viajar por este camino hacia el horror creando una banda sonora que fluye con las luces y los encuadres en perfecta armonía audiovisual. Un gran trabajo en equipo con Natasha Braier (directora de fotografía) y el director, que produce una experiencia inmersiva perfecta a la altura de películas como ‘Blade Runner’, ‘Spring Breakers’ (también con Cliff Martínez como compositor) o ‘Clímax’ (Gaspar Noé).

Eso sí, todo el trabajo final lo deja en manos de la elegancia audiovisual y abandona la trama. Una decisión que provoca ante todo polémica y generará amantes y detractores. Quizás no haya que tratar de comprenderla, si no de vivirla.

Opinión final

Como conclusión de la crítica de la película The Neon Demon destacar que estamos ante una experiencia progresivamente inmersiva, de gran calidad visual y con música sintética fuera de los patrones melódicos. Cuanto más avanza la historia, menos importa. Si ves The Neon Demon (2016), vivirás este ascenso a los infiernos.

Trailer

DIRECCIÓN
9
GUIÓN
4
INTERPRETACIÓN
7
LO BUENO
Excelente acabado visual, con juegos de luz y encuadres perfectos.
La banda sonora, en absoluta sinergia con la imagen.
LO MALO
A medida que progresa la película, se abandona la trama.
No es una reflexión muy profunda sobre los valores de la belleza y el éxito.
6.7
Más artículos
Crítica de Chicas perdidas en Netflix
Crítica de Chicas perdidas (Netflix). Historia real con muchas incógnitas