Crítica de Terminator 6 (2019): Destino oscuro

Bienvenidos al día después del Juicio Final

Arnold Schwarzenegger y Linda Hamilton en la película
Arnold Schwarzenegger y Linda Hamilton en la película

Después de varias secuelas (fallidas), la saga Terminator, con James Cameron de nuevo tras el proyecto, trata de retomar el vuelo con una nueva entrega que ignora las continuaciones no dirigidas por Cameron y trata de continuar la línea que dejó T2. Aquí llega la crítica de Terminator 6 (2019), o la titulada Terminator Destino Oscuro, una de las películas más esperadas del año.

Sinopsis

Daniela Ramos es perseguida por un nuevo Terminator (Gabriel Luna) proveniente del futuro, pero contará con la ayuda de Grace (Mackenzie Davis) y de Sarah Connor (Linda Hamilton) para huir y sobrevivir.

Linda Hamilton y Natalia Reyes en la película
Linda Hamilton y Natalia Reyes en la película

Crítica de Terminator 6 (2019)

Quien esto escribe, se considera a sí mismo un gran fan de Terminator. Por lo que, de cara a redactar esta crítica de Terminator 6, trataré de ser lo más objetivo posible y centrarme en qué funciona y que no de la película y no tanto en mi expectativa como fan.

Terminator Destino Oscuro (2019) es una buena película de acción. Su ritmo es frenético, la sensación de peligro es constante y su construcción narrativa es coherente. Por no hablar de sus personajes, desde recuperar a la única e indiscutible Sarah Connor (Linda Hamilton) a la “mejorada” Grace (Mackenzie Davis), el elenco protagonista tiene una fuerza y una química que funciona a la perfección en el metraje.

Arnold Schwarzenegger en Terminator 6 (2019)
Arnold Schwarzenegger en Terminator 6 (2019)

La tensión que se siente cuando el Terminator malvado Rev-9 acecha es más que palpable, sacando a relucir el carácter exterminador de estos personajes. Pero la historia que nos narra, aparte de ser muy parecida a lo que ya hemos visto en anteriores entregas de Terminator, falla a la hora de responder a las mismas preguntas que la propia película se plantea. Si bien esto se debe en parte a la posibilidad de que haya secuelas, el no tenerlas firmadas ni aseguradas hace que sea una apuesta muy arriesgada… y que deje con un sabor agridulce al espectador.

¿Qué encontraremos en Terminator 6 (2019)?

Terminator 6 (2019) nos plantea otro destino del que conocemos gracias a las películas de Cameron, pero este nuevo panorama que se nos muestra apenas nos da información y hace muy difícil entender qué conexión tiene o puede tener con lo acontecido en las anteriores películas. Y si bien quiero dejar claro en esta crítica de Terminator 6 (2019) que como film independiente quedaría como una buena película de acción, como tercera entrega de una saga no encuentra su sitio. Y como reinicio de una saga, tampoco. Parece apegarse demasiado a lo que hizo grandes a las dos primeras entregas como para arriesgarse en explorar debidamente las nuevas encrucijadas que plantea y en ampliar en lo necesario la propia mitología de la saga.

Linda Hamilton en Terminator Destino Oscuro
Linda Hamilton en Terminator Destino Oscuro

Claro ejemplo de ello es la aparición de Schwarzenegger, que si bien su cometido en el metraje es correcto (e incluso muy acertado como relief cómico), su participación podría tener muchísimo más peso argumental. Y todo esto es una lástima porque, aunque hay potencial, no se desarrolla como es debido. La película deambula entre la nostalgia, la acción y el asentar bases para un nuevo destino sin desapegarse debidamente del previo, tanto narrativa como visualmente. Así que el resultado es, cuanto menos, agridulce, si bien muy disfrutable.

Algunos refieren que Terminator Destino Oscuro es a Terminator lo que El despertar de la Fuerza es a Star Wars, y muchos la catalogan ya como la mejor secuela tras las de Cameron. En mi modesta opinión, puede que como película independiente sea la mejor construida de las secuelas, pero no creo que sea la mejor película-secuela de Terminator. En ese sentido, soy de los (pocos) defensores de Génesis, pero esa es otra historia.

Arnold Schwarzenegger y Linda Hamilton en la película
Arnold Schwarzenegger y Linda Hamilton en la película

El reparto de Terminator 6 (2019)

Ya hemos mencionado que tanto Linda Hamilton como Mackenzie Davis bordan sus papeles. Lo mismo ocurre con Natalia Reyes (Daniela Ramos) quien asume muy convincentemente su cometido en esta nueva fase de la saga y Gabriel Luna como el nuevo Terminator Rev-9 impone y asusta a partes iguales.

Finalmente, Arnold Schwarzenegger se nota que está tan a gusto haciendo de Terminator que hasta su evolución como tal, pese a parecer chocante, se asume con naturalidad. Su actuación de cara al papel que le han entregado es la necesaria.

La dirección de Tim Miller

Tim Miller dejó muy buen sabor de boca tras dirigir con gran acierto la primera entrega de Deadpool. Eso y su estrecha relación con James Cameron, le dieron la oportunidad de sentarse en la silla de dirección de esta nueva entrega de Terminator (teniendo muy claro que prefería estar en Terminator antes que en Deadpool 2).

Y si bien maneja el filme con acierto, algunas escenas de acción no están tan bien grabadas como cabría esperar para sacarle el máximo partido al apartado visual del film y la planificación de las mismas a veces resulta pesada y demasiado increíble. Como se suele decir, “lo mejor es enemigo de lo bueno”.

Gabriel Luna en Terminator 6 (2019)
Gabriel Luna en Terminator 6 (2019)

Opinión final de Terminator 6 (2019)

Terminator 6 (2019) no es la secuela que esperamos y queda, por desgracia, muy lejos de las originales de Cameron. Eso sí, como película de acción funciona y su ritmo, tan trepidante, te tiene pegado al asiento durante gran parte del metraje.

Trailer

Arnold Schwarzenegger y Linda Hamilton en la película
Crítica de Terminator 6 (2019): Destino oscuro
DIRECCIÓN
5
GUIÓN
5
INTERPRETACIÓN
8
Nota de lectores4 Votos
7
LO BUENO
Su ritmo frenético y la sensación de miedo e indefensión cuando el Rev-9 acecha.
Sarah Connor: Solo hay y habrá una indiscutible.
Schwarenegger: Sin él, Terminator no existe.
LO MALO
Que no indague en las nuevas ideas que plantea.
Que beba demasiado de sus predecesoras y no se atreva a explorar nuevas opciones.
La razón argumental del T101 podría ser mucho más profunda y enriquecedora para el film.
6
¿Te unes?