El cineasta John Madden vuelve a elegir a la carismática Jessica Chastain para protagonizar ‘El caso Sloane’. Una cinta que trata abiertamente el problema de la regulación armametística americana y los intereses que se esconden tras el tema.

‘El caso Sloane’

¿Cualquier método es válido con tal de conseguir un fin? John Madden (El nuevo exótico Hotel Marigold, La deuda) dirige El caso Sloane un apasionante thriller escrito el debutante Jonathan Perera,  por el cual conoceremos la compleja profesión del lobby, tan instaurada en las altas esferas americanas como desconocida por el común de los mortales; personas capaces de influir para bien o para mal en la imagen y reputación de un producto, empresa, idea o persona. Sería como ponerle rostro al eslabón intermedio entre la élite empresarial y la clase política. La más conocida, y reconocida, en este sector por su poder y ambición sin límites es Elizabeth Sloane (Jessica Chastain), una mujer cuya moralidad y ética estarán siempre a merced de su única meta: ganar al adversario, o en este caso, condicionar -con métodos más o menos amables- las decisiones de los congresistas para conseguir que una ley salga adelante.

Jessica Chastain en uan escena de El Caso Sloane

Jessica Chastain en uan escena de El Caso Sloane

Sin duda El caso Sloane es la típica película que muchos directores hollywodienses habrían confiado a un protagonista masculino; seguramente un tipo como George Clooney habría encajado a la perfección en dicho papel. Pero uno de los grandes aciertos -y no el único- de la cinta será el confiar esa responsabilidad a un rostro femenino, pero no a cualquiera, seguramente a una de las mejores intérpretes que tenemos actualmente en el panorama cinematográfico. Jessica Chastain se calzará los zapatos de tacón y caminará con su aire sofisticado dominando la situación en una profesión que se presupone ya machista, logrando poner patas arriba un tema a un más machista y retrógrado: la industria del armamento estadounidense.

Un tema que gracias a los más conservadores sigue siendo intocable a día de hoy en una sociedad que se proclama a los cuatro vientos moderna, avanzada y liberal. Pues bien, películas como la que nos ocupa, o como la que también se estrena este fin de semana ‘Déjame salir’, dejan en evidencia los bajos fondos del llamado sueño americano. Una sociedad donde cualquiera puede tener un arma y donde los afroamericanos tienen miedo a caminar solos por la noche en un barrio acomodado por si alguna de esas armas son usadas contra ellos.

Gugu Mbatha-Raw y Jessica Chastain en una de las escenas

Gugu Mbatha-Raw y Jessica Chastain en una de las escenas

Jessica Chastain vuelve a brillar interpretando a una mujer fuerte, independiente, segura de sí misma, poderosa… adjetivos que podríamos encontrar comunes en su gran mayoría de trabajos. La californiana se mete por completo en el papel, algo nada sencillo si tenemos en cuenta la cantidad de términos económicos y políticos que cargan las páginas de su guion, y que será capaz de soltar a toda velocidad sin apenas pestañear. Pero si hablamos de Elizabeth Sloane vamos más allá. Esta feroz lobbista es adicta a su trabajo -renunciando por completo a su vida personal y tomando estimulantes para rendir más y mejor-, cuya personalidad fría y calculadora la hacen un rival imbatible ante cualquier adversario. Imparable en sus objetivos, no dudará en utilizar cualquier técnica, medio, idea o incluso persona -aunque pueda parecer ilegal o amoral- para alcanzarlos (compra de votos, chantages, espías…). Lo curioso es que pese a ser el personaje protagonista de la cinta no pretende en ningún momento caer en gracia al espectador, algo que hará que entremos a un más en el debate ético y moral de sus acciones. Una mujer con la que seguramente te gustaría contar en tu equipo, eso sí, siempre y cuando desconozcas sus “métodos”.

Elizabeth Sloane y su equipo

Elizabeth Sloane y su equipo

Conclusión ‘El caso Sloane’

Y este será el contrapunto que haga si cabe más interesante la propuesta de Madden, enfrentando un fin tan loable, conseguir por fin regular la legislación de la industria del armamento estadounidense, con un personaje conflictivo y de actitud tan deplorable como Sloane. Esa atrayente dualidad será lo que cargue de fuerza la trama de El caso Sloane y que la haga una película altamente recomendable.

Crítica de la película 'El caso Sloane'
DIRECCIÓN8
GUION7.5
INTERPRETACIÓN8.5
LO BUENO
  • Jessica Chastain, arriesga en cada secuencia y gana.
LO MALO
  • Puede costar seguir ciertas partes del guion.
8Nota Final
Puntuación de los lectores: (6 Votes)
7.0

2 Respuestas

  1. Joaquina

    Es caso Sloane me ha gustado:
    Me ha mantenido alerta y atenta toda la película, un buen guión y una interpretación fantástica de Jessica Chastain

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.