Película con perros como absolutos protagonistas en busca del sentido de la vida. Una historia para los amantes de los animales que quieran emocionarse de manera fácil.

Crítica de la película “Tu mejor amigo”

Tu mejor amigo” no solo asume que los perros tienen pensamientos racionales expresados en una cargante voz en off, sino que también nos muestra como los canes se reencarnan y tienen recuerdos de vidas anteriores. Más o menos ese es el argumento de esta película junto a la búsqueda del sentido de la vida. Una historia que busca la lágrima fácil, siendo tan sensiblera que puede llegar a resultar estomagante a más de uno.

Imagen de la película "Tu mejor amigo"

Imagen de la película “Tu mejor amigo”

Lasse Hallström (Un viaje de diez metros, 2014) se encarga de dirigir este film que poco tiene que destacar en materia narrativa más allá de la paciencia de sus creadores para tener que lidiar con tanta secuencia protagonizada por perros y las dificultades que eso acarrea. No obstante, Hallström ya tiene experiencia en estas lides, con dos películas donde los perros tenían un gran protagonismo, siendo la más conocida “Siempre a tu lado (Hachiko)”, otro relato con vocación emotiva. Lo cierto es que el ritmo de la película es muy ágil y presenta las distintas vidas del protagonista perruno a toda velocidad, sobre todo cuando se acerca al tramo final, donde parece que el guion quiere buscar el desenlace demasiado rápido, perdiendo ese efecto emocionante que querían lograr sus responsables. El director hace uso de la cámara lenta en no pocos momentos, con imágenes que en muchas ocasiones recuerdan a anuncios de comida para perros, donde las soluciones creativas son muy parejas a las de esta cinta.

Imagen de la película "Tu mejor amigo" - Dennis Quaid

Imagen de la película “Tu mejor amigo” – Dennis Quaid

Poco importa el reparto actoral, ya que los auténticos protagonistas son los perros, para lo cual de seguro han tenido que realizar un agotador casting con el fin de encontrar a los candidatos perfectos, que, a pesar de ser reencarnaciones del mismo can, no comparten raza; lo que hace más dinámica la historia y no se siente tan repetitiva como se podría suponer sobre el papel. Del elenco interpretativo humano tan solo suena el nombre de Dennis Quaid aunque tampoco ocupa mucho tiempo en pantalla. El resto no son tan conocidos y todos cumplen su rol con solvencia, sin demasiadas complicaciones, dado el material tan pueril que tienen entre manos.

Imagen de la película "Tu mejor amigo"

Imagen de la película “Tu mejor amigo”

Quizá, si el espectador intenta encontrar algo bueno, pueda apreciar que el diseño de producción se esfuerza por mostrar las distintas épocas donde transcurre la acción, desde la juventud de Ethan, el protagonista humano, hasta su madurez, donde volverá a aparecer. El resto de apartados técnicos tampoco destacan, lo que no significa que estén mal ejecutados.

Tu mejor amigo es una película para espectadores sin mucha exigencia, que quieran pasar un rato entretenido y se emocionen con facilidad, sobre todo si aman a los perros. E incluso puede que interese a los niños, pero para el resto hay mejores opciones en la cartelera actual.

Crítica “Tu mejor amigo”: sentimentalismo perruno
DIRECCIÓN5
GUIÓN3
INTERPRETACIÓN5
LO BUENO
  • Su ritmo hace que se pase muy rápido.
LO MALO
  • Sensiblera.
  • Su director se está encasillando con los perros.
4.3Nota Final

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.