‘Angry Birds: La película’ sorprende gratamente al resultar una propuesta sólida, divertida y diferente, que funciona en la gran pantalla más allá de la existencia o no del famoso videojuego.

Crítica ‘Angry Brids: La película’

Tengo que reconocer que tenía serias dudas con respecto a la versión cinematográfica de uno de los juegos de plataformas móviles más famosos y exitosos de los últimos años, pero en su honor diré que he quedado gratamente sorprendida por la solvente propuesta que nos presenta Sony Pictures con el claro objetivo de atraer a los más pequeños este fin de semana a los cines. En Angry Birds: La película encontraremos diversión, humor y colorido a partes iguales. Los niños gozarán de lo lindo con esta panda de pájaros cabreados e inadaptados que tendrán que hacer frente al sigiloso ataque de unos cerditos malvados pero de lo más cachondos.

Los Angry Birds: Chuck, Red y Bomb

Los Angry Birds: Chuck, Red y Bomb

Los protagonistas de la película serán Red -un pájaro con bastante mal genio-, Chuck -un pájaro hiperactivo que resulta bastante desquiciante para el resto de pájaros-, y Bomb -un pájaro con estados de ánimo cambiantes que al más mínimo mosqueo estalla literalmente-. Los tres serán “condenados” por las autoridades de Isla Pájaro a una severa cura de relajación, donde deberán aprender a controlar sus impulsos, relajarse y contar hasta cien. Para ayudarles en esta difícil tarea contarán con la monitora y tutora más happy de la isla Matilda. Su tratamiento zen se verá interrumpido por la visita inesperada de los vecinos de Isla Cerdito, cuyas intenciones parecen no ser tan buenas como intentan hacer creer.

Red, el pájaro con más mala leche

Red, el pájaro con más mala leche

La película, como no podría ser de otra manera, es fiel a varios conceptos ya marcados por el videojuego. Estos pájaros no vuelan, usando un tirachinas para poder hacerlo, y están cabreados con unos cerdos de color verde que viven obsesionados con robarles sus huevos. Partiendo de esta base era complicado dar vida al universo Angry Birds y que resultara una película convincente. Es aquí donde se aprecia la dirección de dos grandes expertos en el mundo de la animación cuyos nombres aparecen en muchos de los últimos taquillazos: Clay Kaytis, ha formado parte del equipo de animación de ‘Frozen‘, ‘¡Rompe Ralph!’ o ‘Enredados’, y Fergal Reilly, miembro del equipo de arte de ‘Hotel Transilvania‘ o ‘Lluvia de albóndigas’. Además cuentan con un guion ideado por Jon Vitti, culpable de la genialidad de muchos capítulos de ‘Los Simpson’ y de la serie de televisión ‘The Office’. Toda esa experiencia y talento se dan cita en Angry Birds: La película (2016) y eso se nota. Lo que simplemente podría haber sido un proyecto meramente recaudatorio, bajo el evidente reclamo de los niños fieles fans del videojuego; se convierte en una historia que funciona por sí misma, más allá de la existencia o no del famoso videojuego, con argumento claro y con unos personajes dotados de carisma y personalidad.

El Rey Cerdo y sus secuaces

El Rey Cerdo y sus secuaces

Los gags, tanto visuales como verbales, son continuos y funcionarán igualmente en niños como en adultos, haciendo de esta una película disfrutable para todos los públicos. Además hay que destacar su innovadora e inesperada moraleja final en la que llegan a destacar como positivo ese “peculiar” carácter de nuestro trío de inadaptados, ya que son los únicos que no se dejarán engañar tan fácilmente por la simpática y enrollada piara invasora. Una película que por muy despreocupada que parezca lanzará un claro mensaje a los más peques: hay que estar siempre alerta porque no todo el mundo que aparece con una sonrisa es de fiar; y a los adultos una clara crítica al momento político que vivimos en la actualidad a nivel global: los políticos con su falso “circo” y sus engaños intentan obnubilarnos y manipularnos. Aunque es verdad que según avance la película echaremos en falta más gamberrismo y algo más de incorrección tanto en el cabreo de los pájaros como en las malas intenciones de los cerdos. Aún así os aconsejo que paséis por taquilla con los peques este fin de semana.

Trailer ‘Angry Brids: La película’

Crítica 'Angry Birds: La película': Pájaros cabreados sí, pero con mucha chispa y personalidad
DIRECCIÓN7.5
GUION6.5
INTERPRETACIÓN7
LO BUENO
  • La construcción del universo Angry Birds.
  • La identidad de sus pájaros cabreados.
LO MALO
  • Quizá en algunos momentos peque de demasiado correcta.
6.5Nota Final
Puntuación de los lectores: (8 Votes)
8.0

Una Respuesta

  1. Novoa Ramiro Jose

    Angry Birds es una película más que entretenida para los niños ( el mío de 4 la pasó muy bien), y con un mensaje mucho más profundo hacia los adultos. Red, el protagonista, es la clara representación del HOMBRE cuestionando su existencia, el que se siente marginado de una sociedad estúpida que no piensa y que sigue reglas sin cuestionarse por qué las sigue. Los Cerdos son la clara representación de esa idea de CONSUMISMO SALVAJE que te engaña y te vende cosas que no necesariente son imprescindibles para que seas feliz. No por nada su plan es quedarse con los huevos, (los hijos de los pájaros) para comérselos. Se me hizo imposible no trazar un paralelo con lo que le puede suceder a mis hijos (el consumismo se los va a ” comer ” ). El hombre que piensa es marginado y termina juntándose con otros marginados. Allí reflexiona y busca respuestas en lo Divino (Mighty Eagle ) y no las encuentra, y termina dándose cuenta que sólo el hombre ( el pájaro ) puede salvarse a sí mismo y a sus pares.
    Las artes dramáticas ( literatura, teatro, cine)nacieron para que el Hombre reflexione sobre su existencia ,no todo es ver a Hulk rompiendo edificios.

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.