Hans Zimmer será el compositor del próximo filme de James Bond

Hans Zimmer será el compositor del próximo filme de James Bond. Sin tiempo para morir, lo nuevo de 007 llegará a los cines el 2 de abril de 2020.

A falta de unos meses para que se estrene Sin tiempo para morir, la nueva película de James Bond, su equipo de producción ha sufrido un inesperado contratiempo. Dan Romer, el compositor propuesto para crear la banda sonora del filme, se ha despedido del proyecto tras afirmar que existían discrepancias en el terreno creativo.

En consecuencia, la productora ha tenido que buscarle un sustituto in extremis. Los seguidores de la saga se alegrarán al saber que ya lo ha encontrado, y que ha resultado ser el reconocido Hans Zimmer que, aunque tendrá que trabajar más rápido de lo usual, se ha comprometido a crear la banda sonora de la película.

La importancia de la banda sonora

Zimmer, compositor de bandas sonoras como la de El Rey León clásico y la de su adaptación, que fue dirigida por Jon Favreau y vio la luz el año pasado, tendrá un año ocupado, dado que tiene pendiente trabajo en películas como Dune o Wonder Woman 1984. Por ende, lo más probable es que cuente con ayuda para poder acabar el trabajo de James Bond a tiempo. Por un lado, se especula que su mano derecha para este proyecto podría ser Lorne Balfe, que además de ser un reconocido compositor, ya cuenta con experiencia en la saga gracias a su tema Misión: Imposible – Fallout. La otra posibilidad es Benjamin Wallfisch, dado que Zimmer realizó un gran trabajo junto a él previamente.

Daniel Craig vuelve a ser James Bond 007
Daniel Craig vuelve a ser James Bond 007

Si bien para algunos la banda sonora puede ser un asunto más trivial, cabe decir que éste es un elemento clave en todos los filmes, sobre todo en los relacionados con el agente 007. James Bond no destaca por tener argumentos enrevesados que dejen pensando al espectador, sino que es un icono que reutiliza la misma fórmula con distintos matices. Por lo tanto, para que el aficionado no sienta que sigue viendo la misma historia una y otra vez, es necesario envolverla con ciertos elementos que creen una sensación distinta en cada filme. En este punto entra la banda sonora que, sin perder la esencia original, se encarga de darle un toque diferente a cada película.

Para evocar ciertas emociones, es imprescindible el uso de determinados géneros musicales. Por ejemplo, si observamos la persecución parkour en Casino Royale, concretamente cuando Bond intenta atrapar al terrorista Mollaka y llega a una embajada, notaremos que la música nos mantiene en tensión constante y cambia dependiendo de la situación. Al principio, si bien denota una escena de aventuras, no nos mantiene en alerta, pero cuando la vida de Bond peligra sobre una grúa con vistas vertiginosas, la melodía se vuelve más dramática. De este modo, despierta en el espectador incertidumbre y tensión, algo que no sucedería si estuviese sonando una melodía de jazz.

Sin tiempo para morir (2020)
Sin tiempo para morir (2020)

En cambio, si nos trasladamos a la entrada de Bond al casino Macau en Skyfall, una de las mejores películas del espía donde aparece incluso Javier Bardem, percibiremos una melodía suntuosa que nos adentra en un sofisticado espacio. Esta lógica se aplica más allá del universo de James Bond, pues si se presta atención a juegos online como la ruleta de Betway, o incluso a alguna de sus tragaperras de Microgaming como 108 Heroes, notaremos que se utiliza una banda sonora similar y acorde a la temática. También se puede observar este fenómeno en el videojuego Grand Theft Auto V disponible en Steam, el cual cuenta con un DLC de un casino con melodías del mismo estilo.

La evolución musical

A pesar de que Bond sigue una formula muy similar en todos sus filmes, evoluciona a través de las épocas, adaptándose a las circunstancias y a las nuevas tecnologías. En el terreno de la banda sonora, cabe mencionar que algunas de sus melodías se mantienen, tal y como la mítica canción escrita por Monty Norman e interpretada por John Barry, pero la saga ha contado con numerosos artistas. Por ejemplo, en Vive y deja morir, filme británico de 1973 con Roger Moore como protagonista, Paul McCartney trabajó en una canción con el mismo título. En cambio, en Spectre, película de 2015 con Daniel Craig como Bond y otros actores como Christoph Waltz, Dave Bautista o Ben Whishaw, el tema principal (Writing’s on the Wall) fue interpretado por Sam Smith.

Ana De Armas en una escena de Sin tiempo para morir
Ana De Armas en una escena de Sin tiempo para morir

Así pues, la música de las películas de James Bond no solo sirve para transmitir emociones en determinadas escenas, sino que también es un reflejo de la época en la que se rueda cada filme. Asimismo, su estilo también es una seña de identidad gracias a la cual el espectador sabe que aunque pasen los años y el rostro de Bond cambie, su esencia sigue estando presente. En abril de 2020 veremos el resultado del trabajo de Hans Zimmer en el nuevo filme, que será el último protagonizado por el icónico Daniel Craig.

¿Te unes?