‘Un Dios Salvaje’ dirigida por Roman Polanski, adapta magistralmente la obra de teatro de la autora Yasmina Reza, brindándonos una gran historia donde los actores Jodie Foster, Kate Winslet, Christoph Waltz y John C. Railly realizan un ejercicio de interpretación excelente.

 

Un Dios Salvaje - Christoph Waltz y Kate Winslet

Un Dios Salvaje – Christoph Waltz y Kate Winslet

‘Un Dios Salvaje’, la última película del famoso director Roman Polanski, es una adaptación de la obra de teatro original de mismo título escrita por la coguionista de la película, Yasmina Reza. La obra fue estrenada en Zurich el 8 de diciembre de 2006 y después tuvo una gran acogida en las principales capitales del teatro como lo son Londres, París y Broadway siendo ampliamente galardonada con varios premios Tony y Olivier.

Precisamente, tras verla representada en una de estas ciudades, a Roman Polanski se le ocurrió que podría ser una buena historia para contar en la gran pantalla y se puso manos a la obra en la adaptación junto a Yasmina Reza para llevarla al celuloide (o al disco duro de un proyector digital). Polanski respeta el tiempo de duración de la obra de teatro y no incluye ningún efecto propio del cine. Toda la película se desarrolla en una misma escena montada sobre los decorados de un piso de clase media-alta (salón, recibidor, dormitorio, baño… etc) y en el cual se van sucediendo los acontecimientos en tiempo real.

Roman Polanski logra trasladar conceptos del teatro a la pantalla despertando de este modo en el espectador un mayor interés sobre los personajes, sus motivaciones, la situación, las acciones, en definitiva, rompiendo la “cuarta pared” y haciendo que los espectadores se olviden de que están sentados en una butaca de un cine.

Por supuesto, esto no habría podido ser así si no hubiera contado con cuatro magníficos actores como son Jodie Foster (El silencio de los corderos), Kate Winslet (Titanic), el malo malísimo Cristoph Waltz (Malditos Bastardos, The Green Hornet) y el siempre fantástico John C. Reilly (Chicago, Magnolia).

Un Dios Salvaje

Roman Polanski dando instrucciones a los actores

Estos grandes actores hacen posible que esta historia, cargada de un humor ácido e incluso negro en ocasiones, llegue a buen puerto y no se pierda por el camino. Con que sólo uno de ellos hubiera fallado en su interpretación toda la película se hubiera desinflado. Gracias a la entrega y dedicación de los actores, cada intervención, cada frase que aportan, llena de sentido y enriquece ‘Un Dios Salvaje’. Desde el primer segundo en el que aparecen en pantalla se puede sentir la tensión que hay tras las buenas formas. Nada está dicho por decir, y ninguno desaprovecha la ocasión de utilizar sus propias palabras para hablar desde el personaje y dejar muy bien marcadas tanto las apariencias como las verdaderas intenciones que oculta el subtexto. Es decir, el espectador no hace más que intuir que “esto pinta muy mal” y que “la cosa puede estallar en cualquier momento”. Obviamente todos ellos tienen muchas tablas tanto en el cine como en el teatro, destacando John C. Reilly que ha trabajado en obras ya clásicas del teatro como son las de Sam Sephard en “El verdadero Oeste”.

Una recomendación. Si queréis ver el trabajo del que hablo, habréis de verla en versión original. Ahora bien, yo tampoco me perdería el trabajo de los actores españoles Nuria Mediavilla (Kate Winslet), Alba Sola (Jodie Foster), Pep Antón Muñoz (Christoph Waltz) y Rafael Calvo (John C. Reilly) que les prestan su voz e interpretación en la versión doblada.

Para acabar, simplemente decir que gracias al trabajo de todo el equipo de ‘Un Dios Salvaje’ a partir de hoy mismo podemos disfrutar de una de las últimas grandes obras de este año. Si esta obra la viésemos en directo en el teatro saldríamos pensando que hemos visto la mejor representación posible y que jamás se volverá a repetir.

Ahora, y a pesar de que habrá muchas comparaciones, esperemos que se atrevan a representar de nuevo ‘Un Dios Salvaje’ en España.

Tras una discusión en un parque de Nueva York, un niño de once años le rompe la cara a otro con un palo. Tras este desagradable incidente, los padres del niño agredido deciden llegar a un acuerdo con los padres del agresor. Para ello, les invitan a redactar un parte amistoso en casa de los padres del niño herido y así solucionar de manera civilizada y sin resentimientos lo que de otra forma hubiera podido acabar en los tribunales.

La cordialidad y los buenos modales priman entre las dos familias. Pero tras la máscara de civismo se ocultan los prejuicios, envidias y resentimientos que poco a poco irán revelando la verdadera identidad de cada una de las personas.

ENTREVISTA A CHRISTOPHER WALTZ

ENTREVISTA A KATE WINSLET

ENTREVISTA A JOHN C. REILLY

ENTREVISTA A JODIE FOSTER

UN DIOS SALVAJE – ESCENA 1

UN DIOS SALVAJE – ESCENA 2

2 Respuestas

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.