Jennifer Saunders, Joanna Lumley

Crítica de la película ‘Absolutamente fabulosas’: Demasiado desparrame

Regreso a la gran pantalla de dos de los personajes televisivos más aclamados por los británicos en los 90, Patsy y Edina, en ‘Absolutamente fabulosas’. En esta ocasión serán las responsables de la desaparición de la top model Kate Moss.

Crítica de la película ‘Absolutamente fabulosas’

Excéntricas, ricas, fashionistas, glamourosas y caprichosas, así son las dos protagonistas de la serie de televisión británica que salta a la gran pantalla este fin de semana bajo el título de Absolutamente fabulosas. Excesiva en todo, no será capaz de mantener el buen ritmo con el que arranca. Sus problemas principales serán: la falta de cercanía de sus personajes con el público español, ya que es una serie poco -o nada- conocida aquí; sus más que forzados gags; su marcado humor británico -señalo esto para aquellos nada seguidores de este tipo de sketchs-; un guión que flojea seriamente hacia la mitad de la película; y un abuso de cameos que bien podrían hacerle ganar el título de “la Torrente británica”.

Jennifer Saunders y Joanna Lumley dándolo todo en una escena de Absoluutamente fabulosas
Jennifer Saunders y Joanna Lumley dándolo todo en una escena de Absolutamente fabulosas

Su historia nos presenta las lujosas y ostentosas vidas de Patsy (Joanna Lumley), editora de una revista de moda, y Edina (Jennifer Saunders), relaciones públicas y representante, que acostumbradas a vivir entre famosos y de fiesta en fiesta pasan por un mal momento en sus carreras profesionales. Pero para más desdicha, en una de las fiestas más esperadas de la moda en Londres, un terrible accidente hará que Edina lance al río Támesis a la modelo Kate Moss. La modelo no aparece, la prensa ya la da por muerta y ellas son las máximas sospechosas.

Kate Moss bañándose en el Río Támesis
Kate Moss bañándose en el Río Támesis

Mandie Fletcher (Miranda, Consejos mortales) dirige una alocada y exagerada comedia escrita por su propia protagonista, Jennifer Saunders. La cinta se basa en el continuo intercalado de gags y cameos -infinita la lista de caras conocidas: Kate Moss, Alesha Dixon, Emma Bunton, Perez Hilton, Alexa Chung, Stella McCartney, Lara Stone, Rebel Wilson…-, razón para que poco a poco el espectador pierda el interés al no tener una trama sólida por la que interesarse. Según pasen los minutos de metraje, el objetivo principal con el que se inicia el relato se irá diluyendo hasta que nos importe bastante poco lo que suceda con la supuesta desaparición de la top model Kate Moss o con la incesante “caza y captura” hacia sus dos protagonistas, convertidas tras el incidente en el enemigo número uno de Gran Bretaña.

Emma Bunton, uno de los cameos más recurrentes, con Jennifer Saunders y Joanna Lumley
Emma Bunton, uno de los cameos más recurrentes, con Jennifer Saunders y Joanna Lumley

Una verdadera lástima ya que, pese a no conocer nada de la sitcom de los 90 en la que se basa, Absolutamente fabulosas parte de una idea realmente extraordinaria: una agente en horas bajas que pretende “conquistar” a toda costa a la top model internacional Kate Moss y que en ese desesperado intento  de resurgir en el mundo de la farándula lanza al fondo del Támesis a la aclamada top. La cinta refleja a la perfección ese ambiente de excesos, excentricidades, adicciones, lujos desmedidos y falsas apariencias que rodea al mundo de la moda. Sarcástica, soez, caótica, surrealista e irreverente termina abusando de los propios adjetivos que la encumbraban.

Trailer de la película ‘Absolutamente fabulosas’

DIRECCIÓN
5
GUION
4
INTERPRETACIÓN
6
Nota de lectores0 Votos
0
LO BUENO
Si te gusta el mundo de la moda, quedarás encantado con la cantidad de rostros conocidos que aparecen en la cinta.
La idea principal de la que parte.
LO MALO
Tras la desaparición de Kate Moss la película deja de tener gracia y se convierte en insufrible.
5
¿Te unes?