Entrevistamos a la actriz Ingrid García-Jonsson por el estreno de su nueva película “Ana de Día”, bajo la dirección de Andrea Jaurrieta.

Ingrid García-Jonsson nos habla de “Ana de Día”

  • Tu personaje de “Ana de día” es una golosina ¿no?

Lo que más me gusta de la película es mi papel, para qué vamos a decir otra cosa (risas). Un personaje femenino potente, muy complejo, lleno de inseguridades y a la vez valiente. Como mujer y como actriz es un reto que no todos los días se presenta y que me ha encantado asumir.

  • ¿Cómo te llegó el proyecto de esta ópera prima?

Conocí a Andrea Jaurrieta en una fiesta de los Goya, vino a hablar conmigo y me propuso el proyecto. Cuando me envió el guion me interesó un montón y le dije que sí. Hice muchas pruebas diferentes para este papel, algo que esta guay porque muchas veces te ofrecen cosas sin hacerte prueba y me planteo ¿realmente por qué me han llamado para este papel? Y de esta manera te aseguras de que lo puedes hacer, que te lo has ganado a pulso y de que das el perfil del personaje, quitándote así muchas inseguridades a la hora de enfrentarte al rodaje.

Ingrid García Jonsson en la película "Ana de día"

Ingrid García Jonsson en la película “Ana de día”

  • Es un personaje que tiene mucho desarrollo durante la película ¿cómo trabajaste esos cambios en el personaje para que fueran visibles para el espectador?

Para mí lo más importante era tener una basa sólida, tener muy claro quién era la Ana del principio de la película para poder ir desmontándola e ir dando paso a Nina. Ana toma muy pocas decisiones propias en realidad, se deja mucho llevar por las circunstancias y son esas mismas circunstancias las que van generando esta Nina. También el trabajo con el resto de compañeros iba a portando color y forma a la Nina del final de la película.

Ana es real, imperfecta y cercana.

  • ¿Qué te interesaba de contar esta historia?

Me interesaba mucho que ahora en el cine protagonizado por mujeres se suele retratar a una mujer fuerte e independiente que puede con todo, dibujando así un estereotipo de la mujer actual que muchas veces resulta nada real. Ana es real, imperfecta y cercana. Me parece que este personaje no se parece a nada de lo que vemos, y de lo que por lo menos yo he hecho hasta el momento. Además es un personaje que al principio el público puede ver con un cierto prejuicio porque no comparte las ideas que tiene o las decisiones que toma, y me apetecía interpretar a una especie de antihéroe.

  • ¿Qué destacarías de Andrea Jaurrieta como directora?

Su tenacidad. En el momento que vivimos estamos muy acostumbrados a la inmediatez, y gestar un proyecto durante tanto tiempo es algo muy admirable. Tiene una gran capacidad de trabajo.

Ingrid García Jonsson en la película "Ana de día"

Ingrid García Jonsson en la película “Ana de día”

  • ¿Y cómo ha sido la reacción del público en los festivales donde la habéis presentado?

La gente está valorando mucho el trabajo que hay detrás de la película, la han acogido con mucho cariño y entendiendo muy bien a Andrea y el mundo que ha querido presentar. Y en general están muy sorprendidos.

Siempre siento la misma presión tenga dos escenas o todas.

  • En esta película eres la protagonista absoluta y tu personaje está en todas las secuencias. ¿Aumenta el nivel de responsabilidad?

Siempre siento la misma presión tenga dos escenas o todas. Por suerte, si tienes todas las escenas sientes que puedes “aflojar” en ciertos momentos y también tienes más tiempo y oportunidades para demostrar el trabajo que puedes hacer. Es mucha responsabilidad pero también es muy divertido y gratificante.

Además es un personaje que requiere que el espectador sepa siempre lo que le pasa, no tanto a través de diálogos sino mediante gestos o miradas. Esta es una característica muy importante del trabajo con Andrea. Y es que a veces es mucho más interesante lo que los personajes piensan que lo que dicen. La imagen es muy potente y hay que confiar mucho en su poder; para qué ensuciarlo con texto. No hablamos tanto en nuestro día a día.

  • ¿Qué te llevas de este proyecto a nivel personal?

Del rodaje me llevo muy buenos amigos, y como persona y actriz he aprendido a confiar en mi trabajo y me he dado cuenta de que al final la intuición me acompaña.

Me gustaría ser sólo ser actriz y no tener que compaginarlo con otras cosas, lo que implica que tengo que decir que sí a proyectos que como actriz puede que no me aporten nada pero a nivel personal sí lo hagan.

  • De todas maneras pienso que eres una persona muy inteligente a la hora de elegir los trabajos en los que te involucras…

Es más bien suerte, los inteligentes son los que me lo ofrecen y confían en mí. A pocas cosas digo que no, la verdad. De todos los proyectos pienso que puedes sacar algo positivo; hay pelis que me he aproximado a ellas sin estar convencida, como actriz no me ha aportado nada el trabajo realizado pero sí he aprendido mucho a nivel personal. Lo importante es siempre escuchar al corazón, si hay algo que de primeras no te da buenas sensaciones, mejor no meterse, aunque el proyecto te apetezca. El momento de tomar decisiones es complicado para un actor porque hay que comer, eso es esencial; me gustaría ser sólo ser actriz y no tener que compaginarlo con otras cosas, lo que implica que tengo que decir que sí a proyectos que como actriz puede que no me aporten nada pero a nivel personal si lo hagan, y además es importante en este sector ir ganando popularidad. Es complicadísimo encontrar el equilibrio entre los trabajos que a mí me gustaría participar y los que me pueden ir posicionando en un lugar de popularidad bueno para que me los ofrezcan.

Ingrid García Jonsson en la película "Ana de día"

Ingrid García Jonsson en la película “Ana de día”

Me apasiona el género de ciencia ficción y espero en un futuro participar en algún proyecto así.

  • Al principio de “Ana de día” muchos espectadores podrán intuir una película completamente distinta, más orientada a la ciencia ficción con viajes temporales. ¿Te gustaría participar un proyecto así?

¡Me encantaría! Me apasiona el género de ciencia ficción y espero en un futuro participar en algún proyecto así. En el caso de “Ana de día” me parece muy interesante el uso de este recurso, que capta la atención del espectador muy rápido para luego hablar de otra cosa que es la peli en sí que es quizá un viaje más personal. Y esa mezcla de géneros creo que es muy valiente.

  • Próximos proyectos de los que nos puedas hablar…

Pendiente de estreno tengo Yo, mi mujer y mi mujer muerta“, “La Pequeña Suiza“, “Love Me Not” y “Taxi a Gibraltar“, también acabo de terminar de rodar la serie Instinto  junto a Mario Casas. Ha sido un año desquiciante a nivel de trabajo, donde he estado simultaneando muchos proyectos.

  • No paras de trabajar ¿cómo llevas simultanear proyectos?

Mal (risas). El año pasado cuando terminé de rodar “Ana de día” tuve una pequeña revelación porque no me terminaba de gustar cómo estaba trabajando, porque venía de currar mucho tiempo, hacía mucho que no entrenaba y que me estaba alejando de lo que para mí son las bases de la interpretación. Yo notaba que me faltaban herramientas para según que cosas, y aunque estaba contenta con el trabajo realizado en esta peli, paré completamente y volví a estudiar y entrenar. Ahora estoy otra vez en ese punto de parar y volver a clases, y sobre todo volver al mundo real porque se te puede ir mucho la cabeza con todo esto.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.