Película Corpus Christi de Jan Komasa: Crítica

La catarsis inversa

El próximo 9 de octubre llega a los cines Corpus Christi, una película polaca de Jan Komasa. La cinta abraza el denominado cine de autor y fue nominada para el Oscar a mejor película internacional el año 2019. Ya podéis leer nuestra crítica de la película Corpus Christi.

Sinopsis de Corpus Christi

Basado en una historia real. Daniel (Bartosz Bielenia) es un joven de 20 años que acaba de salir del reformatorio con un claro objetivo: ser cura. El problema para alcanzar esta meta es que no podrá ser admitido en un seminario por ser un exconvicto. Así que, para rehacer su vida será enviado a trabajar a un aserradero de un pequeño pueblo. Una vez allí, se hará pasar por cura y, gracias a su carisma será capaz de acercarse a toda la comunidad.

Escena de la película Corpus Christi (2019)
Escena de la película Corpus Christi (2019)

Crítica de la película Corpus Christi

Leyendo la sinopsis, puede parecer una comedia de enredos. Incluso podría ser el argumento de una de las mil películas españolas que pretenden hacernos reír. En cambio, Corpus Christi es un crudo drama de cine de autor europeo que causa una dicotomía entre lo objetivo y lo subjetivo. Objetivamente, el guion de Mateusz Pacewicz es bueno, la dirección de Jan Komasa es impecable y tiene grandes interpretaciones. Subjetivamente, su historia aburre.

El cristianismo en pantalla

La religión siempre ha tenido una gran presencia en la historia europea, pero en los últimos tiempos la sociedad está abriendo los ojos delante de los numerosos escándalos eclesiásticos. Así, el número de ateos cada vez es más elevado.

Es en ese momento en el que aparece la película Corpus Christi y no deja muy claro si pretende dar una nueva visión de la fe cristiana; explicar simplemente una historia real (como si eso le sumara valor); hacer una crítica a la vieja Iglesia; o todo al mismo tiempo.

Sea como sea, el tema religioso puede producir cierto aburrimiento por mucho que se intente transformar la visión tradicional del cristianismo. Daniel (Bartosz Bielenia) rompe el molde de cura y predica un mensaje a favor del amor, de la fe y critica al celibato sacerdotal. También bebe alcohol, fuma marihuana y se junta con los jóvenes del pueblo para escuchar techno. Por mucho que pretenda ser atractivo, solo conduce a la indiferencia o provoca cierto pavor.

Escena de la película Corpus Christi (2019)
Escena de la película Corpus Christi (2019)

Una historia verídica

Por otra parte, hay que añadir que, aunque la historia sea verídica, no le suma interés. Se suelen defender las películas por este hecho para otorgarle valor, pero no debería ser un argumento válido. Cada vez que hay una cámara gravando, hay ficción y, por lo tanto, se está transformando la realidad de acuerdo con lo que el realizador desea. De esta práctica nace la verdadera esencia del cine: modelar el mundo como uno desee para hacerlo interesante y plasmarlo en imágenes.

Por ese motivo, que la película Corpus Christi esté basada en un hecho real no es algo relevante porque, desde el momento que vemos una historia en pantalla, empieza a ser ficción y es esta misma la que se debe valorar.

Un guion correcto y nada más

Si dejamos de lado el tedio que provoca el argumento principal, encontramos un buen guion. Puede parecer una incongruencia, pero no lo es. En Corpus Christi (2019) encontramos una estructura narrativa sobre la cual se elevan las evoluciones de los personajes y una historia coherente. Debe remarcarse así el viaje de Daniel, el protagonista, que se caracteriza por contener matices que colisionan entre ellos: miente, hay cierta violencia latente en su interior, pero al mismo tiempo predica el mensaje de la paz y el amor. Además, se puede apreciar el trabajo en los diálogos que contienen algunas frases ingeniosas y remarcables como: “Dios tuvo un hijo y nadie le juzga por ello”.

En global: un guion adecuado en términos clásicos, pero con un contenido carente de interés, insisto, sobre todo por el esfuerzo de crear una tensión dentro de una historia que no captiva.

Bartosz Bielenia es Daniel
Bartosz Bielenia es Daniel

El juego del color, las luces y las sombras

En cambio, si algo se le debe reconocer a la película Corpus Christi es la sobresaliente fotografía que conforma la película. Jan Komasa junto a Piotr Sobocinski Jr., el director de fotografía, consiguen encontrar un equilibrio perfecto entre la paleta de colores y la iluminación. Siempre están bajo su control, pero a menudo usan claroscuros lumínicos o cromatismos que salen de la gamma predominante. Estas técnicas son muy eficientes para crear connotaciones sobre la psicología de los personajes y la naturaleza de las situaciones.

Además, encontramos la huella de Jan Komasa como director en el hecho de que hay una dialéctica entre los distintos términos del plano. Así, intenta combinar la distancia de los objetos, de los personajes y de la cámara para crear una mayor profundidad, tanto visual como de significado.

Bartosz Bielenia en la película
Bartosz Bielenia en la película

Opinión final de la película Corpus Christi

La película Corpus Christi pone en evidencia la importancia de relativizar la visión de las películas. Es innegable que es una buena película por la perfecta unificación de su contenido con su forma, ya que todas las imágenes sirven al guion y le suman significado.

Pero, por otra parte, que sea buena no quiere decir que tenga que gustar a todo el mundo. Por eso, en mi humilde opinión, la recomendaría como experiencia cinematográfica por su excelente fotografía y no como una película para disfrutar de su historia. En resumen: objetivamente buena; subjetivamente aburrida.

Trailer

RESEÑA FINAL
Una experiencia cinematográfica que destaca por su sobresaliente fotografía.
DIRECCIÓN
8
GUIÓN
8
INTERPRETACIÓN
8
LO BUENO
Sus sobrias imágenes cargadas de significado.
LO MALO
Que se le intente sumar valor por estar basada en hechos reales.
8
Nota
Más artículos
Crítica de la película Greenland El último refugio
Película Greenland El último refugio de Ric Roman Waugh: Crítica