Entre el género policiaco, el misterio y lo paranormal ‘Líbranos del mal’ aporta una interesante historia al nutrido mundo de los exorcismos. Sentimientos encontrados tanto en el espectador como en el escéptico protagonista que investiga uno hechos espeluznantemente macabros e irracionales.

Sinopsis de la película ‘Líbranos del mal’

Cartel de 'Líbranos del mal'

Cartel de ‘Líbranos del mal’

El inspector Sarchie (Eric Bana) patrulla todas las noches las peores calles de la ciudad de Nueva York junto a su adrenalínico compañero Butler (Joel McHale). Un estresante trabajo lleno de fatídicas sorpresas que realiza con empeño poniendo especial dedicación en sacar de las calles a aquellos personas cuyos actos son particularmente crueles.

Su particular instinto para dar con los problemas les llevará a él y su compañero a relacionar una serie de extraños sucesos particularmente macabros. Pronto se cruzará en su camino un atípico cura, Mendoza (Édgar Ramírez) que sigue de particular manera las doctrinas de su iglesia para brindarle ayuda para resolver el caso y parar un tipo de mal primario que va más allá del que se encuentra en los criminales.

Crítica de la película ‘Líbranos del mal’

Este verano la cartelera española ha ido bastante floja en cuanto a títulos de terror se refiere. Tiempo hacía que no se estrenaba una película del tipo terror sobrenatural, y más aun hasta que una película de género como ‘Líbranos del mal’, con un buen nivel de calidad y de entretenimiento, llegase. Ahora la pregunta que se nos presenta es la siguiente ¿cumplirá con las expectativas de todo el mundo?

Imagen de 'Líbranos del mal'

Imagen de ‘Líbranos del mal’

El director Scott Derrickson ha seguido un buen camino para llevar a cabo la película. La calidad técnica, la forma, las escenas, el desarrollo de la trama son aspectos cuidados en las películas del director y guionista que utilizó como carta de presentación la que puede que sea su mejor trabajo hasta la fecha, ‘El exorcismo de Emily Rose’ (2005). Antes de ‘Líbranos del mal’ le siguieron el remake de encargo ‘Ultimátum a la Tierra’ con Keanu Reeves y Jennifer Connelly de protagonistas y mi preferida, ‘Sinister’ con Ethan Hawke. Todas, exceptuando la del ultimatúm, tienen en común el terror, los procesos de investigación y la ambigüedad de los hechos, más aun si tenemos en mente ‘El exorcismo de Emily Rose’ en la que se trata de esclarecer, juicio mediante, si una chica estuvo poseída por un demonio justificando así su exorcismo o si por el contrario padecía de una grave enfermedad mental.

Imagen de 'Líbranos del mal'

Imagen de ‘Líbranos del mal’

‘Líbranos del mal’ recupera en cierto modo la incertidumbre de aquella dando a entender, por medio de distintas situaciones y reacciones de personajes, que el protagonista podría estar sufriendo un fuerte desequilibrio psicológico o, lo que cualquier fan del género espera que pase, el continuo acoso de influencias demoníacas.

Desde el principio la película hará uso de los molestos sonidos para sobresaltar a traición al espectador que no sepa donde se mete. Animales que rujen, cristales que estallan, portazos… atrás deja la sutileza, criticada por algunos, con la que trató la música y los escalofriantes momentos de tensión y consiguiente terror, en el que el protagonista de ‘Sinister’ se encontraba obligado a visionar las macabras filmaciones en súper 8. Ahora el protagonista, que es un rudo policía cabreado contra los delincuentes, y en particular contra los agresores, se excede con los puños y no se deja amilanar siquiera por los babeantes pirados (o demonios) a los que tratará empleando la misma mano dura primero para luego proceder con la investigación.

Imagen de 'Líbranos del mal'

Imagen de ‘Líbranos del mal’

Si nos centrándonos en la parte policiaca veremos que ‘Líbranos del mal’ recuerda, salvando las obvias diferencias, a la legendaria ‘Seven’ por la forma y ciertas truculencias visuales mucho más explícitas en esta pero igualmente implícitas en ambas para diferenciándose en el estilo visual, mucho más y literalmente trepidante en la película en cuestión. Pese a ello, otra de las grandes diferencias es el ritmo resultante pues, si en ‘Seven’ el público se entregaba por completo a la investigación absorto en encajar las pistas que daba el argumento, en ‘Líbranos del mal’, los acontecimientos parecen tan aleatorios y sin sentido que, aunque están bien justificados, pronto desistiremos en esforzarnos en saber qué es lo que está pasando dejando en seguida que los policías hagan su trabajo. Aun así, aunque no será tan lograda como podría, este proceso de investigación y el objeto, la forma con que empieza todo y el resultado de la película, recordará mucho a los particulares relatos e historias del maestro del terror Howard Phillip Lowecraft, punto a favor sin duda para la cinta.

Imagen de 'Líbranos del mal'

Imagen de ‘Líbranos del mal’

En resumidas cuentas, ‘Líbranos del mal’ no es ni de lejos una mala opción para disfrutar del terror pero no llega a explotar todas las posibilidades y premisas que ella misma propone. Podría haberse desarrollado más truculenta o sutilmente más terrorífica pero se ha quedado en un lugar difícil de definir donde no todo el mundo se encontrará a gusto en su visionado que para nada desmerece.

Trailer de la película ‘Líbranos del mal’

Crítica de Líbranos del mal, arrestando al demonio
DIRECCIÓN7
GUIÓN7
INTERPRETACIÓN7
LO BUENO
  • El proceso de investigación y la ambigüedad de los personajes
  • Ciertas truculencias.
  • El estilo de la película.
LO MALO
  • El abuso de los típicos momentos de sobresalto
  • No creo que la conclusión sea apropiada.
7Nota Final
Puntuación de los lectores: (10 Votes)
6.4

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.